loader image

Mazda aplica su diseño Kodo a unas zapatillas de conducción

La marca Mazda, en colaboración con Mizuno, ha creado un calzado que fusiona estilo y funcionalidad, tanto dentro como fuera del asfalto.

La edición limitada no se ciñe solo a la carretera: con su estilo minimalista y diseño de botín alto, se impone también en las calles, satisfaciendo la demanda de diseños monocromáticos. Para conseguir esta tonalidad de color, se combinó el cuero sintético nobuckgris y cuero negro junto a fibra sintética. El estilo se inspiró en el lenguaje de diseño «Kodo – Alma del movimiento» de Mazda, que se basa en formas fluidas y elegantes. Los equipos de diseño cuidaron cada detalle para lograr el equilibrio perfecto entre estética y funcionalidad.

El objetivo desde el principio fue lograr la conexión perfecta entre el conductor, la zapatilla y el vehículo. Para Mazda, la diversión en la conducción y la sensación de Jinba Ittai -la unión entre jinete y caballo, entre conductor y vehículo- están siempre en el centro de todos sus desarrollos. Llevar esas mismas cualidades a una zapatilla de conducción requería tecnologías avanzadas, una atención minuciosa a los detalles y un enfoque del diseño centrado en el ser humano. Aprovechando sus conocimientos sobre el desarrollo de vehículos, los diseñadores de Mazda fueron capaces de crear un calzado con bellas proporciones y acabado de alta calidad que despierta las emociones de forma similar a como lo hace un modelo Mazda.

Tecnología

La zapatilla de conducción de Mazda y Mizuno no solo es atractiva, sino que también aporta excelentes características de conducción. Su tecnología de suela redondeada permite una presión suave y controlada sobre el pedal. Esto hace que tenga una gran capacidad de respuesta y proporciona al usuario información instantánea sobre el rendimiento y el comportamiento del coche. La suela está modelada con la forma tridimensional y fluida de un coche de carreras y, por lo tanto, combina la comodidad con un agarre óptimo en los pedales, para una mayor estabilidad y agilidad en cualquier tipo de carretera. Además, los pies se acomodan en una estructura de malla que evita la deformación de la zapatilla. Dicha estructura también evita la fatiga y los calambres en las piernas. El resultado: máximo confort, incluso en los viajes largos.

La comodidad no termina al bajar del coche: Mazda se esforzó en que la zapatilla no solo fuera cómoda conduciendo, sino también a la hora de caminar. Mientras que la mayoría de las zapatillas de carreras y de conducción se basan en suelas duras y finas para optimizar el tacto del pie, este modelo utiliza la tecnología patentada Center of Balance de Mizuno para la amortiguación. La cámara de aire con la que cuenta en la entresuela ofrece una suspensión óptima en su uso diario sin afectar a la sutil sensación del pedal, lo que permite una experiencia de conducción más precisa y segura. El resultado final es un producto que combina una experiencia al volante mejorada y la practicidad cotidiana, todo ello con un aspecto elegante y estilizado.

Cuando se abrieron los pedidos online en Makuake, los fans de la marca de Mazda estaban evidentemente entusiasmados por tener en sus manos uno de los 1.350 pares disponibles. En pocos días, la colección se agotó por completo, y los afortunados clientes esperan ahora con impaciencia la llegada de sus nuevas zapatillas de conducción, que llegarán en la primavera del año próximo a Japón.

Compartir en:

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

Entradas similares

Juan Antonio Moya, nuevo jefe de prensa en Mazda Automóviles España

+

Aiways acelera su crecimiento

+

Nuevos modelos para el 2022

+